Los alemanes son personas que se caracterizan por tener unas ideas claras y fijas a las que les cuesta asumir o realizar cambios, al contrario de la cultura mediterránea y latina, más viva y dispuesta a cambiar y probar cosas nuevas.

El Porsche 928 era un modelo necesario en vista de las futuras regulaciones medioambientales y de seguridad

Esta primera introducción puede parecer un tópico, pero nada tan lejos de la realidad, quizás eso es lo que hace a Europa tan diversa, pero me sirve para que los lectores de este artículo entiendan como un coche tan magnífico como el Porsche 928, y el resto de Porsche con motor delantero que le siguieron, fueron tan controvertidos que casi le costaron la desaparición a Porsche.

porsche 928

El diseño del Porsche 928 estaba inspirado en el Wedge Design (diseño en cuña) que se puso de moda en los años 70 gracias al Concept Car Alfa Romeo Carabo de Bertone

Remontemonos a mediados de los años 70 para entender la historia que hay detrás de los primeros Porsche de motor delantero. Por aquel entonces el portfolio de productos de Porsche estaba dominado por un solo producto, el Porsche 911. Como todos sabréis el Porsche 911 es un deportivo excepcional, el sueño de cualquier amante de los coches, pero es un coche con un diseño técnico anormal con el motor colgado del eje trasero que sumado a la tracción trasera le otorga un reparto de pesos para nada perfecto.

Porsche quería un coche que mejorara en todo al 911. Lo consiguió, pero los puristas no lo aceptaron

Pero la base técnica imperfecta del Porsche 911 no era el problema, el problema eran una serie de factores que estaban condicionando al sector del automóvil por aquella época: la crisis del petróleo, las políticas medioambientales que empezaban a ser muy restrictivas, especialmente en EEUU el principal mercado de Porsche junto con Europa y la normativa en materia de seguridad que empezaban a ser bastante duras.

porsche 928

La base técnica del 928 era un conjunto inédito que lo convirtió en uno de los mejores coches de su tiempo

Todos estos cambios solo llevaban a replantarse la fabricación de un nuevo modelo, un coche más moderno con una base técnica mejor que la del 911. El entonces CEO de Porsche Ernst Fuhrmann impulsa el proyecto de fabricación de un nuevo modelo que cambiaría el rumbo de Porsche en el futuro. Ese modelo tendría un motor delantero y la caja de cambios sobre el eje trasero, una distribución que los aficionados al motor conocemos como tipo Transaxle y nos suena especialmente a Alfa Romeo. Con esta base técnica ese futuro modelo de Porsche tendría un reparto de pesos perfecto del 50/50.

Motor delantero V8, tracción trasera, caja de cambios colocada en el eje trasero y reparto de pesos 50/50

Con todo decidido, el proyecto empezó a tomar bastante velocidad hacia 1972. Los ingenieros del Centro de Desarrollo de Weissach, tras varias discusiones con Ferdinand Porsche sobre el motor a incorporar, decidieron que el Porsche 928 llevaría un motor V8 a 90º con 4,5 litros de cilindrada. Un motor que en la primera versión del Porsche 928 tenía una potencia de 240 c.v. Se trataba del primer motor V8 utilizado por Porsche para un coche de calle, pues los 911 montaban su fabuloso motor Bóxer de 6 cilindros. Este nuevo motor V8, estaba fabricado en aluminio e incorporaba ya un sistema de inyección directa de gasolina Jetronic.

porsche 928

El bloque V8 del 928 era inédito en Porsche, y la primera vez que se montaba un motor de tal disposición mecánica en un Porsche de producción

Pero el motor no sería la única novedad del Porsche 928, su sistema de suspensión trasera con eje Weissach. Este sistema permitía al Porsche 928 girar el eje trasero en las curvas para que el Porsche 928 tuviera un paso por curva rápido y estable evitando el derrapaje, un sistema similar al 4control que Renault monta en la actualidad.

El Porsche 928 utilizaba una carrocería donde predominaba el aluminio y el material plástico para contener el peso

La carrocería del Porsche 928 también era inédita. Puertas, aletas delanteras y capot delantero estaban fabricados en aluminio para reducir del peso del coche. Los parachoques delantero y trasero estaban construidos en plástico y poliuretano, un material ligero, aislante y que absorbía los golpes mejor que los de acero que se empleaban hasta entonces. Y todo ello implicaba un problema en la época, la pintura a aplicar. En los 70 aun no existía una pintura que fuera apta para acero, aluminio y poliuretano. Wolfheim Gorissen (director del proyecto 928) nos recuerda “En cada superficie quedaba una tonalidad distinta de color, ello nos dio más quebraderos de cabeza que muchos elementos técnicos del coche”. Finalmente, antes de comenzar la producción del Porsche 928 a finales de 1977, Porsche consigue de forma inédita una pintura monocapa que podía ser aplicada sobre distintos materiales.

porsche 928

La carrocería con partes de aluminio y plástico fue un quebradero de cabeza para los encargados de la pintura de los Porsche 928

En cuanto a dinámica de conducción, el Porsche 928 sería todo un referente en el mercado. Perdía la radicalidad que tenía el 911 por sus concepción técnica (todo atrás) y se convertía en un coche manejable para el día a día, rápido y cómodo a altas velocidades en vías rápidas como las autobahn alemanas y ágil para aquellas carreteras más viradas. De hecho, el Porsche 928 (en su versión S) fue el coche de producción más rápido del mundo, con una punta de velocidad de 277 km/h en 1986.

porsche 928

La publicidad que rezaba en EEUU del Porsche 928 en 1987: “Lo más rápido que puedes llegar sin tener que comer en el avión”

Una vez el coche estaba listo para presentarse en sociedad, se elige el Salón del Automóvil de Ginebra de 1977, un salón muy dado a presentaciones de coches deportivos de lujo, pues el cliente objetivo se concentra en este salón. El coche genera unas expectativas tremendas, muy buenas y comienza su producción para comenzar a venderse a finales de año como modelo de 1978. Para más inri, el Porsche 928 se convierte en Coche del Año en Europa de 1978, la primera y única vez que un vehículo de corte deportivo obtiene esta distinción.

El Porsche 928 fue el primer y único vehículo de corte deportivo en obtener el galardón de Coche del Año en Europa

El principal mercado del nuevo modelo sería los EEUU, pues la concepción del Porsche 928, su técnica, su dinámica de conducción, las 4 plazas… tenía como punto de mira el Jaguar XJS y el Mercedes SL, y así lo reflejaron sus ventas. El Porsche 928 se vendió hasta el año 1995 y durante los 17 años que estuvo a la venta se produjeron 61.056 unidades, de las cuales el 70% de las mismas fueron destinadas al mercado americano, en el cual el 80% de las unidades vendidas en aquel mercado montaban el cambio automático.

porsche 928

El interior del Porsche 928 derrochaba calidad por los cuatro costados, especialmente sus confortables asientos con ajuste eléctrico

El éxito del primer Porsche de motor delantero (después del 928 se lanzó el 924, modelo más accesible y de acceso a la gama Porsche) fue relativo. Algunas publicaciones hablan de que fue un modelo exitoso, pero hay que matizar. El Porsche 928 fue un coche que resultaba más caro que el Porsche 911, su posicionamiento y tecnología provocó que fuera el modelo más caro de Porsche a finales de los 70 y durante gran parte de los 80, el hecho de que este modelo quisiera matar al 911 no gustó a los puristas, pues el Porsche 911 era ya todo un icono por lo que los Porschistas no tomaron en consideración este modelo. Teniendo en cuenta los 17 años que se mantuvo en producción sale una media de 3.500 unidades por año, una cifra bastante inferior a las previsiones de producción que se realizaron antes del lanzamiento. Pero cuando se habla de que fue un éxito, se habla especialmente del mercado americano, donde el Porsche 928 si que fue un gran éxito y uno de los motivos por lo que Porsche decidió seguir produciendo y evolucionando el modelo con los años.

porsche 928

El 928 era un 2+2, con dos plazas traseras cómodas pero con espacio justo para las piernas

En EEUU fue un éxito, pero la decisión de matar al 911 para apostar por los 928 y 924 fue nefasta para las ventas globales de la compañía

Volviendo al rechazo de este modelo por los puristas de la marca, tal fue la crisis generada en Porsche que el sucesor en el puesto de CEO de Ernst Fuhrmann (Peter Schütz) decidió volver a fabricar el Porsche 911 como modelo complementario del 928 en lo más alto de la gama Porsche porque las ventas de Porsche no paraban de disminuir y la empresa en 1981 lograría, por primera vez en su historia, un ejercicio con pérdidas.

porsche 928

El Porsche 928S fue la primera gran evolución del modelo. Se mejoraba la aerodinámica del coche con nuevos spoilers y unas llantas algo más grandes. el motor también mejoraba su rendimiento hasta alcanzar los 300 c.v. de potencia

 

El Porsche 928 fue evolucionando con los años y en 1982 apareció la versión S, cuyo motor V8 pasaba de los 4,5 litros a los 5,0 litros de cilindrada. De esta forma la potencia del Porsche 928 pasaba de los 240 c.v. a los 300 c.v. (310 c.v. en la versión de 1984) disminuyendo a los 288 c.v. del modelo con catalizador de 1986.

Durante los años en los que se mantuvo en la gama Porsche fue evolucionando

En 1987 aparecía el Porsche 928 S4, modelo que se vendió hasta 1995 y cuyo motor V8 de 5,0 litros elevaba su potencia hasta unos nada desdeñables 320 c.v. Su imagen también se ve renovada, destacando especialmente las nuevas llantas de aleación de aluminio (más grandes) los spoilers delanteros y traseros así como los pilotos traseros.

porsche 928

El 928 GTS fue la última gran evolución del Porsche 928 hasta su desaparición. Esta versión elevaba la potencia del V8 hasta los 330 c.v. de potencia e incluía frenos de disco perforados

Durante años, los Porsche de motor delantero han sido clásicos bastante asequibles con los que poder disfrutar de todo un Porsche de una forma “económica”. El problema es la burbuja que estamos sufriendo en los últimos años, y hoy en día es difícil encontrar un 928 de segunda mano por menos de 20.000€, una cifra nada desdeñable para un coche cuyas versiones más modernas tienen ya 23 años encima. Aun así, sigue siendo uno de los Porsche más asequibles junto con los 924, 944, Boxster.

 

 

 

 

Compartir Publicación =)
Share on Google+Share on FacebookTweet about this on TwitterEmail this to someone